“La vuelta a la presencialidad es un logro de todos”

A pesar de las condiciones climáticas y sin la decisión de la suspensión de clases por parte de las autoridades locales, se inició la presencialidad en las escuelas del distrito de General Pueyrredon, tras una baja significativa de los contagios en la ciudad.

Desde el bloque de Consejerxs Escolares del Frente de Todos se hicieron presentes en la Primaria 6 y brindaron detalles del regreso a las aulas como consecuencia de las medidas de cuidado del Gobierno de la Provincia.

“Las comunidades educativas celebramos la vuelta a la presencialidad producto del esfuerzo de todas las familias. Es un logro que debemos cuidar toda la sociedad dado que la pandemia continúa aún hay muchos contagios y debemos seguir aplicando protocolos, cuidados y las medidas necesarias”, señalaron desde el Bloque de Consejeros escolares del Frente de Todos.

La mayoría de las escuelas están listas y otras preparándose para retornar en estricta aplicación del plan jurisdiccional y las políticas de cuidado que implica la distribución de insumos de higiene, sanitarios en condiciones, y que la calefacción esté en condiciones para que sea posible la medición de la calidad del aire.

“La Provincia envió a las escuelas 950 medidores de Dióxido de Carbono, en estos últimos meses se realizaron obras de gas por más de $14 millones, se encendieron casi el total de los calefactores del distrito y las calderas, entre otras inversiones”, precisó Eva Fernández, presidenta de la Comisión de Infraestructura del Consejo.

La referente de la Subsecretaría de Infraestructura, Karina Forgione confirmó que aún queda el 20 % de escuelas para acondicionar dado que se están ejecutando obras civiles, obras de envergadura o que la prestataria Camuzzi clausuró artefactos que no fueron declarados o defectuosos.

“La gran mayoría de las escuelas se encuentran con calefacción encendida y algunas en forma parcial pero todas tienen asignadas las empresas para regularizar y poner a norma sus instalaciones muy pronto”, y agregó que se están resolviendo problemas estructurales en materia de infraestructura “estamos cambiando las lógicas de atención a las patologías de la construcción con un sentido y mirada hacia resoluciones duraderas. Los esfuerzos están al máximo puestos en tener escuelas en condiciones seguras tras muchos años de desinversión y una pandemia que también dificultó el desarrollo de obras”.

Desde el bloque de Consejeros del Frente de Todos afirmaron que la prioridad del gobierno provincial siempre fue garantizar la mayor presencialidad cuidada en las escuelas y remarcaron que durante la fase 2 estuvieron abiertas para recibir a los estudiantes que precisarán intensificar aprendizajes.

“Mientras el gobierno municipal no ejecutó un solo peso de los $88 millones que envió la provincia especialmente para obras y todavía no sabemos qué hacen con los casi $240 millones del Fondo Educativo. Hay sectores de la política que buscaron convertir la escolaridad en un escenario de disputa política. Nosotros buscamos seguir acompañando las decisiones del Gobernador que se basan en el cuidado de la vida y la salud de los bonaersenses”, concluyeron.