“El Municipio no realiza la contención social que se necesita”

Así lo aseguró Darío Benavidez, referente de la Confederación Nacional de Cooperativas de Trabajo. Además, resaltó que en el plano local hay una “nula política social” que aplica el intendente Guillermo Montenegro.

Semanalmente, la  Confederación Nacional de Cooperativas de Trabajo contribuye con comedores y merenderos y acerca ropa y alimento ante la crisis social que se registra en Mar del Plata, producto de la falta de trabajo, de la llegada de la pandemia, pero también de una “nula política social”.

Ante esta situación, Darío Benavidez, referente de la economía social y solidaria y secretario de la Organización del Partido Justicialista, dialogó con MdpYa sobre el panorama local.

“Esta recorrida la hacemos todos los meses y vemos que la situación es muy compleja, la pandemia no ayuda en nada tampoco, la falta de trabajo es un tema fundamental, más para nuestra organización que tiene que ver con el laburo. Siempre hablamos de la dignidad del trabajo, del trabajo a través de las cooperativas y la posibilidad de tener laburo, no somos amigos de los programas sociales ni de los comedores, pero hoy son una necesidad,” relató.

Benavidez resaltó que en el plano local hay una “nula política social” que aplica el intendente Guillermo Montenegro. Por este motivo señaló la poca asistencia que tienen los comedores y merenderos por parte del Municipio.

“Hay una preocupación importante con respecto al tema social, este es un tema pendiente. En el Municipio no hay una contención como corresponde,” aseguró.

Por otro lado, el secretario de la Organización del Partido Justicialista consideró que el bloque de Juntos por el Cambio lleva a cabo una “errónea política productiva” por la ausencia de medidas.

“Los programas de trabajo o de obra pública que había para las cooperativas fueron desmantelados sistemáticamente. El Programa Argentina Trabaja era un programa de capacitación y empleo que terminó siendo un programa de capacitate si podés, fue un programa social a la vieja usanza de finales de la década del 90 y principios del 2000”, afirmó.

En este momento, Benavidez aseguró que no hay una forma clara de contraprestar, produciendo una caída directa en el trabajo que algunas cooperativas pudieron resistir y otras no. “No hubo política de trabajo ni nada que se pareciera a eso”, aseveró.

Por último, comentó que es necesario reconfigurar las capacitaciones, observar qué es lo que falta y que serviría para realizar producciones personales o colectivas, para orientar a las y los jóvenes.

“Hoy el Ministerio de Trabajo de Nación está relanzando el programa Jóvenes y Mejor Trabajo para personas de 18 a 24 años. Hay mesas de trabajo en donde la semana pasada estuvimos participando en una, la idea es capacitar a los jóvenes que son el problema más groso que tenemos hoy, esta es la franja etaria más vulnerada de todas y por eso se debe regenerar y repotenciar”.

Lara E. Franco – Redacción MdpYa.