Liga de Usuarios y Consumidores proyecta un cierre de año complejo

La Liga de Usuarios y Consumidores de Mar del Plata trabaja activamente con la comunidad del Partido de General Pueyrredon en la defensa de sus derechos los 365 días del año.

Durante los últimos años, la entidad de bien público a cargo de Marisa Sánchez se puso al frente de uno de los reclamos más importantes de la sociedad: la situación de las tarifas de los servicios básicos y esenciales, a raíz de los importantes y múltiples aumentos aplicados en forma desproporcionada y desmedida por el actual Gobierno.

Frente al abrupto de recorte de la tarifa social de algunos de estos servicios, las representantes de la Liga de Usuarios y Consumidores de Mar del Plata ampliaron su asesoramiento a cientos de vecinos en torno a qué hacer frente a boletas -para muchos- “impagables” y la institución abrió y fortaleció un camino de diálogo y gestión a través de la facilitación del trámite para obtener y/o recuperar dicho beneficio, que constituye un derecho para los sectores más vulnerables de la población, informó puntonoticias.

En los últimos años, la Liga asesoró a gran cantidad de vecinos en este sentido y continúa tramitando la tarifa social para los servicios de luz, gas y agua a través de las empresas prestadoras correspondientes. De hecho, constituye una de las consultas mayoritarias.

A principios de este año, las autoridades de la Liga participaron de la audiencia pública en la que se fijaron los aumentos del gas para todo el 2019 y principios de 2020, incrementos que se aplican sobre los costos de distribución y transporte principalmente, y que la entidad advirtió sobre el perjuicio que esto generaría.

Tras ello, el número de consultas se disparó exponencialmente para resolver cuestiones vinculadas a las tarifas. Y en particular, en cuanto al gas. La empresa Camuzzi cambió hace un año y medio el criterio para hacer el trámite y la Liga intercede para acercar ese derecho a los consumidores, debido a que muchos vecinos desconocen el procedimiento y se sintieron desorientados frente a estas modificaciones y la falta de información, lo que reafirmó el compromiso de las entidades defensoras de atender, asesorar y contener a los usuarios.

La Liga de Usuarios y Consumidores sostiene además a lo largo del año una rigurosa de tarea de control de precios en los supermercados y grandes superficies comerciales de Mar del Plata y Batán, con el objetivo de identificar, evitar y -llegado el caso- denunciar sobreprecios, publicidades engañosas y demás incumplimientos de los derechos de los consumidores, algo que lamentablemente continúa sucediendo.

En ese mismo sentido, a fin del corriente mes de noviembre la entidad pondrá en marcha un fuerte operativo para controlar los precios vinculados a la canasta navideña, con el objetivo de evitar abusos en este sentido, en el marco de un año muy complejo para la economía familiar.

Los aumentos en los servicios y los precios de productos esenciales llegaron a un nivel de tal gravedad que mes a mes se amplía la fracción de la población a la que le resulta imposible hacer frente a esos costos, pese a cualquier esfuerzo, lo que marca un complejo cierre de año y el final de una gestión que ahogó el bolsillo de las familias trabajadoras, pero que encuentra en las entidades defensoras de los consumidores, más que nunca, un valioso sostén para toda la comunidad.